Break!

Ocio Turismo

Mille Miglia, la competencia de autos con más alcurnia

Hermosos paisajes y maravillas mecánicas renuevan año a año el interés por esta glamorosa carrera de pura sangre italiana que, sin embargo, nació siendo una de las más peligrosas de principios del siglo XX.

viernes 17 mayo, 2019
La carrera atraviesa lugares paradisíacos y emblemáticos de la impactante ciudad de Brescia. Convoca fanáticos que llegan desde distintas partes del mundo. Un verdadero desfile de marcas y modelos fascinantes.
La carrera atraviesa lugares paradisíacos y emblemáticos de la impactante ciudad de Brescia. Convoca fanáticos que llegan desde distintas partes del mundo. Un verdadero desfile de marcas y modelos fascinantes. Foto:Shutterstock

Más noticias de

El centro y el sur de Italia, como desde 1977, volvieron a deslumbrar al mundo con su belleza y con la excusa de la trigésima quinta edición de la prueba que rinde homenaje a una de las más famosas carreras automovilísticas del Siglo XX: la Mille Miglia.

Esta competencia transcurrió con extraordinario éxito en 24 oportunidades entre 1927 y 1957, considerando las ausencias a las que obligó la Segunda Guerra Mundial. Con partida y llegada en Brescia, la segunda ciudad en importancia de la Lombardía, apuntaba al sur hasta Roma y regresaba al lugar de la largada para cumplir con un recorrido de precisamente mil millas, es decir, alrededor de 1600 kilómetros.

Mille Miglia_turismo_autos de colección_aventuras_Italia_Europa

Siempre fue dominada por los pilotos italianos: en la época de preguerra, montados generalmente sobre los veloces Alfa Romeo venciendo a sus tradicionales rivales de Bugatti. Después del armisticio se impuso casi siempre Ferrari, la sucesora de la marca lombarda. Fue precisamente el mismísimo Don Enzo Ferrari el que acuñó la frase “La corsa più bella del mondo” para referirse a esta carrera.

Luego de haber desaparecido, volvió en 1977 como una carrera de regularidad. Convoca 450 autos autos por competencia.

En aquellos tiempos de los comienzos participaban los mejores pilotos del Grand Prix y, luego, de la incipiente Fórmula 1, como Giuseppe Campari, Tazio Nuvolari, Achille Varzi, Carlos María Pintacuda, y el alemán Rudolf Caracciola a quienes, más adelante, sucedieron figuras como Alberto Ascari, Juan Manuel Fangio, Eugenio Castellotti, Stirling Moss y Piero Tarufi. El pasaje por las montañas, las llanuras y, por supuesto, por las calles de los pueblos y ciudades del trayecto, eran seguidos por una multitud que llegó a estimarse en cinco millones de personas, hecho que no asombra por la extrema pasión que despertaba, y aún lo hace, el deporte de los fierros entre los italianos. Pero a las Mil Millas las acechaba el peligro en cada una de sus curvas y en los empedrados de los cruces de las poblaciones. Los accidentes fueron causales de decenas de muertes, especialmente entre el público.

Mille Miglia_Europa_Italia_competencia_turismo_aventura_carrera_autos de colección

Finalmente, en 1957, la Ferrari de Alfonso de Portago salió del camino y sobrevino la tragedia: fallecieron diez espectadores, además del aristocrático joven español y su copiloto. Para el estado italiano fue la gota que rebasó el vaso. En las 24 ediciones que se llevaban disputadas ya se sumaban 86 muertes. Entonces, se prohibieron las carreras de ruta. De esta manera, la tradicional competencia seguía el camino de otras famosas carreras, como la Targa Florio, la Panamericana de México y tantas otras.

En modo elegancia

Pero la epopeya no cayó en el olvido. En 1977 renació bajo una modalidad más tranquila y envuelta en un manto de glamour: una carrera de regularidad en la que la seguridad quedaba a salvo. El trayecto, que antes se completaba en una sola jornada, se reprogramó considerando tres etapas repartidas en cuatro días. Tras las dudas del principio, la repercusión terminó siendo enorme, a punto tal que actualmente se inscriben unos 450 vehículos por competencia.

Para poder competir debe cumplirse con la condición de que los modelos hayan participado alguna vez en las carreras originales.

Mille Miglia_Europa_Italia_aventura_turismo_autos antiguos_autos de colección

Entre las tripulaciones se encuentran ex pilotos de Fórmula 1, estrellas del cine, músicos y empresarios, pasando por una gran mayoría de coleccionistas, procedentes en su mayoría de Italia y en menor grado de otros países de todo el mundo; ingleses, franceses, americanos, holandeses, alemanes, suizos, japoneses y españoles, son las nacionalidades más frecuentes.

Al ritmo del cronómetro

Los rallies de regularidad consisten básicamente en que los competidores deben pasar, con la increíble precisión de milésimas de segundo, por determinados puntos (unos 120 a lo largo de todo el recorrido) lo que otorga un puntaje que determina la clasificación. Eso exige no sólo destreza por parte de las tripulaciones, sino también la confiabilidad absoluta de sus vehículos, lo que parece imposible en autos con edades que van de los 60 a los 95 años.

Intervienen ex pilotos de formula 1, músicos, estrellas de cine y empresarios procedentes de Italia y distintas partes del mundo.

Un sistema de hándicap -con factor preponderante del año de fabricación del vehículo- equilibra las posibilidades. Prueba de ello es que en esta última edición la gran mayoría de los competidores que figuraron en los 40 primeros puestos, utilizaron máquinas de más de 80 años, como por ejemplo los argentinos Juan Tonconogy y Bárbara Ruffini, cuyo Alfa Romeo 6C 1500 CG “Testa Fissa”, de 1933, cumplió 85 años. Tonconogy es uno de los pocos que pudo doblegar el repetido dominio de los locales: el conseguido en mayo de este año fue su tercer triunfo tras dos victorias en 2013 y 2015, navegado entonces por Guillermo Berisso, en un Bugatti Type 40.

Mille Miglia_autos antiguos_autos de colección_Europa_Italia_competencia_aventura

Otros argentinos vencedores en la Mille Miglia fueron Carlos Sielicki-Juan Hervas (con un Bugatti Type 23, “Brescia” de 1922) y Claudio Scalise-Daniel Claramunt (Alfa Romeo 6C de 1930), con lo que nuestro país se instaló como la segunda potencia, ante los arrolladores locales.

Exposición sobre ruedas

Más allá de la competencia, millones de “tifossi” y aficionados de todo el mundo se suman al espectáculo, que ofrece este museo itinerante, para admirar las evoluciones de magníficos ejemplares con un grado de restauración óptimo, que les permita “dar” la vuelta, que este año se prolongó a 1.743 kilómetros.

Por supuesto, las grandes marcas como Alfa Romeo, Bugatti, Maserati, Porsche, Mercedes, Aston Martin, Jaguar, BMW y Lagonda, fueron acaparadoras de las miradas; pero los entendedores también se deleitaron con los Cisitalia, OM, Amilcar, Healey, Nash Healey y MG y los modestísimos Fiat Millicento, Renault 4CV o Saab 93, también destinatarios de la simpatía general. Esta legendaria competencia conjuga dos elementos que enaltecen los sentidos: por un lado los hermosos paisajes que nos brinda la naturaleza en una geografía privilegiada y, por el otro, los más fantásticas maravillas mecánicas que alguna vez circularon flamantes por aquellas calles y que hoy nos trasladan a un emocionante reencuentro con el pasado.

Mille Miglia_turismo_coleccionistas_autos antiguos_autos de colección_aventura_Europa_Italia

 

NOTORIOS PERSONAJES EN LA MM

Las ediciones de las modernas Mille Miglia, las que se disputaron con el sistema de regularidad, contaron con incontables participantes notorios. Además de varios ex pilotos de Fórmula1, disfrutaron de la carrera, por ejemplo, el futbolista Javier Zanetti, destacado capitán del Inter y de la selección argentina, Brian Johnson, vocalista del grupo de rock, australiano AC/DC, Guy Berryman bajista del grupo Coldplay, el americano Jay Leno reconocido presentador de tevé, el icónico diseñador Ralph Lauren, la cantante y compositora escocesa Amy MacDonald y el gran guitarrista Eric Clapton. Se sumaron también varios actores: Jeremy Irons y Daniel Day-Lewis (ambos ganadores de varios Oscars), Rowand Atkinson (“Mr. Bean”) y el galés Luke Evans. Esta vinculación con el cine tuvo un punto alto con la edición de 2014, durante la cual se filmaron las escenas de la película de Claudio Uberti, “Rosso Mille Miglia”, presentada en el Festival de Venecia y estrenada para el público en septiembre de 2015.

Mille Miglia_turismo_Italia_aventura_Europa_carrera_autos antiguos_autos de colección

 

Encuesta

Top Stories

  1. 1Luciana Geuna: “Me interesa contar historias todo el tiempo”Luciana Geuna: “Me interesa contar historias todo el tiempo”